• La audiencia obliga a devolver al banco de Botín 100.000 euros por participaciones preferentes de Unión Fenosa y Fagor
  • Es la primera sentencia firme contra la entidad en Bilbao
  • La afectada tenía 84 años cuando los empleados del Banco Santander le aconsejaron invertir los ahorros de toda una vida

La sección 3ª de la Audiencia Provincial de Vizcaya, ha desestimado el recurso de apelación formulado por Banco Santander contra la sentencia dictada en tribunal de primera instancia el 22 de abril de 2013, y que condenaba por vez primera a la entidad presidida por D. Emilio Botín a devolver 100.000? por la venta de participaciones preferentes de Unión FENOSA y obligaciones subordinadas de Fagor.

 

Así la Audiencia ratifica la sentencia condenatoria, contra la que no cabe apelación alguna dado que la cantidad no es suficiente para poder elevar una súplica a tribunales superiores, lo que significa que la anciana afectada, ya con 84 años cumplidos en el momento que los empleados del Banco Santander invirtieron sus ahorros en los productos tóxicos financieros, recuperará íntegramente la cantidad depositada.

 

La sentencia, avala completamente los argumentos y razonamientos del Juzgado en primera instancia, fundamentando su fallo en el vicio en el consentimiento, ya que la anciana inversora desconocía en qué estaba invirtiendo, fiando entonces de los empleados de la entidad, gestores de sus ahorros de toda la vida, y que de esta forma traicionaron la confianza puesta en ellos.

 

Esta resolución condenatoria en Bilbao contra Banco Santander, ganada por el abogado valenciano Jaime Navarro, supone un precedente en firme para las decenas de miles de clientes que sobre todo en el País Vasco se han visto afectados por la venta de aportaciones subordinadas de Fagor, y puesto que Fagor no está en condiciones de amortizar anticipadamente estas emisiones, la solución para quienes se encuentren en este atolladero, es reclamar contra la entidad financiera que les vendió las mismas.

 

El abogado de los denunciantes, Jaime Navarro, destaca que “Banco Santander no para de perder sentencias por preferentes y otros productos tóxicos, por toda España: Baleares, , Murcia, Bilbao, Tenerife e incluso Santoña en la misma Santander y a diferencia de otras entidades,  no tiene previsto ni tan siquiera el arbitraje con todas las limitaciones de Bankia,  para las preferentes -suyas y de otros, que han vendido- y sus Valores Santander- un tóxico propio del que hay miles de afectados- y por tanto, esta actitud intransigente le está causando muchos gastos y perjuicios económicos a su imagen y también a la del señor Botín como uno de los banqueros más respetados y exitosos de España.”

 

Fuente: Diariocritico.com